Loading ...
Sorry, an error occurred while loading the content.

24611La crisis en Venezuela y el movimiento estudiantil. Debates en el CEFyL y en la FUBA.

Expand Messages
  • Partido Obrero
    Feb 26 6:49 AM
    • 0 Attachment

       

      La crisis en Venezuela y el movimiento estudiantil


      debates en el CEFyL y en la FUBA

      Venezuela atraviesa una crisis de enorme magnitud. Los acontecimientos de los últimos días han conmovido a estudiantes y trabajadores a lo largo de toda América Latina. Las provocaciones golpistas de la derecha se desarrollan en un contexto signado por el fracaso rotundo del llamado"proyecto bolivariano", que sumergió a Venezuela en una carestía imparable y aplica un ajuste feroz contra los trabajadores.Está planteada, más que nunca, la necesidad de una intervención independiente de la clase obrera, que derrote las conspiraciones golpistas y supere, al mismo tiempo, el sin salida del régimen chavista.
      El movimiento estudiantil ocupa el centro de la escena, pues federaciones y organizaciones de los estudiantes están en la primera fila de las movilizaciones contra el gobierno de Maduro. Sin embargo, no juega un papel progresivo. Los líderes estudiantiles actúan como furgón de cola de la oposición de derecha, ligada por mil vínculos al imperialismo norteamericano y representante de la vieja política venezolana. La sumisión política de los estudiantes a la derecha no es, sin embargo, una fatalidad histórica. El régimen chavista contribuyó de forma decisiva en esta situación, ya que en lugar de pelear por conquistar políticamente a los estudiantes, permitió que las demandas de estos -muchas de ellas justas- fueran enarboladas demagógicamente por la derecha. Por el contrario, se trata de superar la influencia de la Iglesia y el “establishment” ideológico mediante una intensa lucha política.
      Esta situación revaloriza la experiencia de nuestra FUBA que, desde su recuperación por parte de la izquierda en 2001, desarrolló una lucha independiente tanto de la derecha como del gobierno "nacional y popular" de los Kirchner. El paralelismo no es antojadizo. En Argentina, el movimiento estudiantil también tiene que enfrentar a un gobierno que, mientras vocifera su "anti-neoliberalismo",ejecuta, devaluación mediante, un brutal ajuste sobre salarios y jubilaciones.
      En este punto es preciso referirse a la política de la Mella, copresidencia junto a nosotros dela FUBA y ex conducción del CEFyL. A partir de la crisis en Venezuela, la Mella resolvió actuar en bloque con los K. Primero, saboteando de común acuerdo la Junta Ejecutiva de la FUBA convocada de urgencia el pasado viernes 14/2. Con el mecanismo de quitar el quórum a la reunión, oportunamente utilizado contra la Fuba por Franja y los K, evitaron que la Federación asumiera una posición. Luego, La Mella y el kirchnerismo votaron juntos una declaración de apoyo al gobierno de Maduro en la Comisión Directiva del centro de Sociales, y finalmente también en la Ejecutiva de la Fuba que logramos reunir. En filo habían expresado ambos su mutuo acuerdo, pero los K pegaron el faltazo y La Mella terminó por votar una declaración “chavista vergonzante” propuesta por La Bemba. Las implicancias de esta política merecen ser discutidas con toda seriedad. De un lado, la Mella vuelve al método del sabotaje a los organismos de la Federación, paralizando a la FUBA frente a acontecimientos de importancia mayúscula. Pero lo más grave es el problema de contenido: la Mella, que llegó a la conducción de la FUBA en un frente con la izquierda -contra el gobierno K-, hace ahora un pacto con los K, en un tema estratégico como la crisis venezolana. Con este rumbo, la Mella adelanta su sumisión política al kirchnerismo en la crisis argentina.
      La tarea es desarrollar una posición independiente, que contribuya a que los estudiantes y trabajadores intervengan en la crisis en defensa de sus propios intereses. Es necesario denunciar que la defensa de las libertades democráticas en Venezuela es incompatible con el apoyo a la derecha pro-imperialista. Y, del mismo modo, que la lucha por derrotar las provocaciones golpistas no puede confundirse con la defensa del gobierno actual, que muestra limitaciones insalvables y ajusta a los trabajadores. Las conspiraciones que impulsa la derecha, valiéndose de una demagogia democrática y popular, deben ser combatidas en primer lugar con la movilización de masas y, por sobre todo, con el pasaje del poder político y la estructura social a los trabajadores, a la clase obrera. Lejos de esto, la mayor parte de las gobernaciones y aún el gabinete han pasado a manos de funcionarios de las fuerzas armadas. Venezuela está gobernada por una camarilla ligada a la ‘boliburguesía’ que se enriqueció brutalmente bajo el gobierno chavista.
      Alo largo de una década, la tenaz batalla política de la FUBA derrotó cada uno de los intentos de cooptación del gobierno kirchnerista que, al igual que el chavismo aunque con considerablemente menor éxito, también ensayó una política de división del movimiento estudiantil desde el Estado. La FUBA probó que es posible enfrentar a estos gobiernos nacionalistas-burgueses,no desde el campo de la derecha y el imperialismo, sino a partir delos intereses de las mayorías trabajadoras. Profundicemos esta perspectiva, desarrollando un movimiento popular bajo las banderas dela clase obrera y el socialismo. 



      Unión de Juventudes por el Socialismo
      Partido Obrero
       
      Secretaría General CEFyL - Presidencia FUBA
      Minoría estudiantil en el Consejo Directivo




      Extractos de las actas de la Comisión Directiva del CEFyL:

      Primer punto del temario: la situación en Venezuela

      La Izquierda al Frente propone la siguiente declaración:

      “El Cefyl frente a la crisis de Venezuela:

      En los últimos días una serie de movilizaciones se vienen realizando en distintas partes del Venezuela, y este miércoles 12/2 tuvo su saldo en Caracas de tres personas muertas y varios heridos. Esto nuevamente ha tensionado la situación política del país. Se trata de un impulso de movilizaciones coordinadas fundamentalmente a nivel nacional por Leopoldo López, María Corina Machado y Antonio Ledezma, parte de la derecha más radical del país, con fuerte base en los sectores del estudiantado universitario y de la clase media,

      Los acontecimientos de los últimos días dan cuenta de la acelerada descomposición de la situación venezolana. El telón de fondo es el derrumbe económico del régimen chavista, signado por una inflación superior al 50% y la escasez de toda clase de productos de primera necesidad. La impotencia del gobierno “bolivariano”, cada vez más centrado en las fuerzas armadas, se ha expresado en sucesivas devaluaciones que golpean duramente a las masas populares. Los ingresos del petróleo se han derivado en negocios parasitarios de la burguesía venezolana y la fuga de capitales. El chavismo que, montado en la movilización obrera, en 2002 quebró la tentativa de privatizar la renta petrolera, dilapidó esos recursos en el pago de la deuda externa usuraria, lo que bloqueó la posibilidad de industrializar el país (Venezuela sigue importando la inmensa mayoría de los alimentos).

      En este contexto, la oposición derechista está intentando explotar la crisis del gobierno en beneficio propio. Esta tentativa, sin embargo, quedó cuestionada por el fracaso en las últimas elecciones. Desde ese momento, mientras Capriles ensayó una suerte de acercamiento al gobierno, un ala de ultra-derecha pasó a promover abiertamente una salida golpista. Un triunfo de estas provocaciones derechistas rerpresentaría un retroceso para los trabajadores de Venezuela y el conjunto de América Latina.

      A su vez, el gobierno de Maduro aprovecha la situación para limar las libertades democráticas, en nombre de enfrentar a la derecha, con medidas restrictivas que son y serán utilizadas con toda fuerza y el peso de la ley contra los sectores obreros y populares que luchan abiertamente por sus demandas, contra el ajuste económico. Buscando así coartar la protesta obrera y popular y el derecho a huelga, como los recientes apresamientos de trabajadores petroleros.

      En esta crisis, el movimiento estudiantil venezolano ha actuado hasta el momento detrás de la oposición pro-imperialista. Es cierto que el gobierno “bolivariano” se mostró del todo incapaz para suscitar el apoyo de la juventud estudiantil, lo que buscó suplir a través de métodos burocráticos y represivos. Pero la experiencia del movimiento estudiantil argentino demuestra que es posible, y necesario, enfrentar estos gobiernos de verborragia nacionalista desde el campo de la clase obrera, la izquierda y el socialismo.

      El Centro de Estudiantes de Filosofía y Letras repudia las provocaciones golpistas, y convoca a movilizarse por su derrota, sin brindar el menor apoyo político al gobierno actual. Convocamos al movimiento obrero y al movimiento estudiantil venezolano a organizarse de forma independiente para imponer una salida propia y enfrentar el ajuste al nivel de vida e las masas llevado a cabo por el gobierno, lo que abriría un nuevo rumbo para el conjunto de los pueblos y explotados de América Latina.”



      La Bemba y Un solo grito contraponen la siguiente declaración:

      “Ante el avance de la derecha golpista en Venezuela

      En los últimos días fuimos testigos de una creciente movilización social en Venezuela impulsada principalmente por el MUD, el caprilismo y la ultraderecha amparados por el imperialismo y los grandes grupos mediáticos y empresarios.

      Estos sectores llevan adelante un intento de desestabilización del gobierno de Maduro. Más allá de la valorización este gobierno, consideramos que el avance de estos sectores de derecha implica un retroceso en las conquistas del pueblo trabajador venezolano.

      Desde el Cefyl consideramos que para afrontar la embestida de estos sectores y el imperialismo en América Latina es necesaria la movilización del pueblo trabajador con independencia de clase.
      Desde el Cefyl brindamos nuestra solidaridad con el pueblo venezolano.”

      [luego debate La Mella baja su moción y se pasa a votar]

      A FAVOR de la primera moción:
      4 SECRETARÍAS DE LA IZQUIERDA AL FRENTE


      A FAVOR de la segunda moción:

      4 SECRETARÍAS DE LA JUNTADA
      1 SECRETARÍA DE LA BEMBA
      1 SECRETARÍA DE ESTUDIANTES DE FRENTE
      1 SECRETARÍA DE ESTUDIANTES EN MOVIMIENTO

      GANA LA SEGUNDA MOCIÓN