Loading ...
Sorry, an error occurred while loading the content.
 

Votação Histórica

Expand Messages
  • Adriana M.
    Votação histórica pelo Direito ao Aborto no Uruguai Na próxima terça-feira, dia 13 de abril, o Senado do Uruguai irá examinar o Projeto de Lei de Defesa
    Message 1 of 1 , Apr 7, 2004
      Vota��o hist�rica pelo Direito ao Aborto no Uruguai
      Na pr�xima ter�a-feira, dia 13 de abril, o Senado do Uruguai ir� examinar o
      Projeto de Lei de Defesa da Sa�de Reprodutiva, que j� conta com a aprova��o
      da C�mara de Deputados. O projeto (texto abaixo) basicamente estabelece:

      1. A obriga��o do Estado de promover pol�ticas sociais e educativas
      tendentes � promo��o da sa�de reprodutiva e dos direitos sexuais e a
      diminui��o da morbimortalidade materna. Obriga o Estado a oferecer educa��o
      sexual laica, pol�ticas de planejamento familiar, a capacitar o pessoal de
      sa�de em direitos sexuais e direitos reprodutivos e a permitir que a mulher
      exer�a o direito de controlar sua pr�pria fecundidade e de adotar decis�es
      relativas � reprodu��o sem coer��o, discrimina��o nem viol�ncia.

      2. O direito de toda mulher a decidir sobre a interrup��o de sua
      gravidez durante as primeiras 12 (doze) semanas de gravidez.

      3. Que as interrup��es de gravidez praticadas de acordo com a lei
      ser�o consideradas ato m�dico sem valor comercial e que todos os servi�os de
      assist�ncia m�dica, tanto p�blicos como privados, ter�o a obriga��o de
      realizar as interrup��es por meio de um(a) m�dico(a) tocoginecologista.
      Mande seu e-mail para o Senado do Uruguai

      A aprova��o do projeto ser� um triunfo hist�rico dos direitos
      humanos das mulheres e da laicidade no Uruguai, e em toda a Am�rica Latina e
      Caribe.

      Por isso, estamos solicitando que enviem e-mails para
      camaradesenadores@... com c�pia para cartaab@...
      informando no Assunto: Apoio a Lei de Defesa da Sa�de Reprodutiva.



      Se�or/a Senador/a:

      El martes 13 de abril los senadores y senadoras uruguayas pueden reafirmar
      la laicidad del Estado y reconocer que los Derechos sexuales y los Derechos
      Reproductivos son parte indivisible de los Derechos de Humanos, votanto el
      Proyecto de Ley de Defensa de la Salud Reproductiva.
      Su voto al favor del Proyecto honrar� las mejores tradiciones del Uruguay en
      materia de DDHH, y contar� con todo nuestro apoyo.
      Atentamente

      (nome, cidade e pa�s)



      Projeto de Lei - Uruguai

      PROYECTO DE LEY DE DEFENSA DE LA SALUD REPRODUCTIVA

      APROBADO POR LA CAMARA DE REPRESENTANTES EL 10/12/2002

      CAP�TULO I

      DE LOS DEBERES DEL ESTADO

      Art�culo 1�.- El Estado velar� por el derecho a la procreaci�n
      consciente y responsable, reconociendo el valor social de la maternidad, la
      paternidad responsable y la tutela de la vida humana. A esos efectos se
      promover�n pol�ticas sociales y educativas tendientes a la promoci�n de la
      salud reproductiva, a la defensa y promoci�n de los derechos sexuales y a la
      disminuci�n de la morbimortalidad materna.

      Dichas pol�ticas buscar�n alentar la responsabilidad en el
      comportamiento sexual y reproductivo, a los efectos de un mayor
      involucramiento en la planificaci�n de la familia.

      Art�culo 2�.- El Ministerio de Salud P�blica deber� incluir en su
      presupuesto un programa con los siguientes objetivos:

      A) Planificar y hacer ejecutar pol�ticas en materia de educaci�n
      sexual que propendan al ejercicio arm�nico de la sexualidad y a la
      prevenci�n de los riesgos.

      B) Planificar y hacer ejecutar pol�ticas en materia de planificaci�n
      familiar.

      C) El cumplimiento de los objetivos mencionados involucrar� a todo el
      personal de la salud, ampliando y mejorando su capacitaci�n en la esfera de
      la salud sexual y reproductiva y de la planificaci�n de la familia,
      incluyendo la capacitaci�n en orientaci�n y comunicaci�n interpersonal.

      D) Instrumentar medidas que tiendan a la disminuci�n de la
      morbimortalidad derivada de la interrupci�n de embarazos practicada en
      situaci�n de riesgo.

      E) Permitir que la mujer ejerza el derecho a controlar su propia
      fecundidad y a adoptar decisiones relativas a reproducci�n sin coerci�n,
      discriminaci�n ni violencia.

      Art�culo 3�.- El Ministerio de Salud P�blica, en cumplimiento de los
      objetivos encomendados en el art�culo precedente, coordinar� acciones con
      los organismos del Estado que considere pertinentes.

      CAP�TULO II

      CIRCUNSTANCIAS, PLAZOS Y CONDICIONES DE LA INTERRUPCI�N

      VOLUNTARIA DEL EMBARAZO

      Art�culo 4�.‑ Toda mujer tiene derecho a decidir sobre la
      interrupci�n de su embarazo durante las primeras doce semanas de gravidez,
      en las condiciones que establece la presente ley.

      Art�culo 5�.‑ Para ejercer el derecho acordado por el art�culo
      anterior, bastar� que la mujer alegue ante el m�dico, circunstancias
      derivadas de las condiciones en que ha sobrevenido la concepci�n,
      situaciones de penuria econ�mica, sociales, familiares o et�reas, que a su
      criterio le impidan continuar con el embarazo en curso.

      El m�dico deber�:

      A) Informar a la mujer de las posibilidades de adopci�n y de los
      programas disponibles de apoyo econ�mico y m�dico, a la maternidad.

      B) Brindar informaci�n y apoyo a la mujer pre y post intervenci�n
      relativa a la interrupci�n voluntaria del embarazo.

      Art�culo 6�.- El m�dico que realice la interrupci�n de la gravidez
      dentro del plazo y en las condiciones de la presente ley, deber� dejar
      constancia en la historia cl�nica de que se inform� a la mujer en
      cumplimiento de lo establecido en el inciso segundo del art�culo 5�.

      Asimismo, deber� recoger la voluntad de la mujer, avalada con su firma,
      de interrumpir el proceso de la gravidez, que quedar� adjunta a la historia
      cl�nica de la misma, con lo cual su consentimiento se considerar�
      v�lidamente expresado.

      Art�culo 7�.- Fuera de lo establecido en el art�culo 4�, la interrupci�n
      de un embarazo s�lo podr� realizarse cuando la gravidez implique un grave
      riesgo para la salud de la mujer o cuando se verifique un proceso patol�gico
      que provoque malformaciones cong�nitas incompatibles con la vida
      extrauterina.

      El m�dico dejar� constancia por escrito en la historia cl�nica de las
      circunstancias precedentemente mencionadas. En todos los casos someter� tal
      decisi�n a consideraci�n de la mujer, siempre que sea posible.

      En todos los casos se deber� tratar de salvar la vida del feto sin poner
      en peligro la vida o la salud de la mujer.

      CAP�TULO III

      CONSENTIMIENTOS ESPECIALES

      Art�culo 8�.- En los casos de mujeres menores de dieciocho a�os no
      habilitadas el m�dico tratante recabar� el consentimiento para realizar la
      interrupci�n, el que estar� integrado por la voluntad de la menor y el
      asentimiento de al menos uno de sus representantes legales o, en su ausencia
      o inexistencia, su guardador de hecho.

      Art�culo 9�.- Cuando por cualquier causa se niegue o sea imposible
      obtener el asentimiento de quien debe prestarlo, habr� acci�n ante los
      Jueces Letrados competentes en materia de familia para que declaren
      irracional el disenso o brinden el asentimiento.

      La menor comparecer� directamente con la mera asistencia letrada. El
      procedimiento ser� verbal y el Juez, previa audiencia con la menor,
      resolver� en el plazo m�ximo de cinco d�as contados a partir del momento de
      su presentaci�n ante la sede, habilitando horario inh�bil si fuera menester.

      Art�culo 10.- En los casos de incapacidad declarada judicialmente, el
      asentimiento para la interrupci�n del embarazo lo prestar� el titular de la
      sede judicial competente del domicilio del incapaz, a solicitud del curador
      respectivo, rigiendo igual procedimiento y plazo que los establecidos en el
      art�culo anterior.

      CAP�TULO IV

      DISPOSICIONES GENERALES

      Art�culo 11.- Las interrupciones de embarazo que se practiquen seg�n los
      t�rminos que establece esta ley ser�n consideradas acto m�dico sin valor
      comercial. Todos los servicios de asistencia m�dica integral, tanto p�blicos
      como privados habilitados por el Ministerio de Salud P�blica, tendr�n la
      obligaci�n de llevar a cabo este procedimiento a sus beneficiarias, siendo
      efectuado en todos los casos por m�dico ginecotoc�logo, en las hip�tesis
      previstas en esta ley.

      Ser� de responsabilidad de todas las instituciones se�aladas en el
      inciso anterior, el establecer las condiciones t�cnico‑profesionales y
      administrativas necesarias para posibilitar a las mujeres el acceso a dichas
      intervenciones en los plazos que establece la presente ley.

      Art�culo 12.- Aquellos m�dicos o miembros del equipo quir�rgico que
      tengan objeciones de conciencia para intervenir en los actos m�dicos a que
      hace referencia la presente ley, podr�n hacerlo saber a las autoridades de
      las instituciones a las que pertenezcan, dentro de los treinta d�as contados
      a partir de la promulgaci�n de la misma. Quienes ingresen posteriormente,
      deber�n manifestar su objeci�n en el momento en que comiencen a prestar
      servicios.

      Los profesionales y t�cnicos que no hayan expresado objeci�n, no podr�n
      negarse a efectuar las intervenciones.

      Lo dispuesto en el presente art�culo no es de aplicaci�n en los casos
      graves y urgentes en los cuales la intervenci�n es indispensable.

      Art�culo 13.- El m�dico que intervenga en un aborto o sus
      complicaciones, deber� dar cuenta del hecho, sin revelaci�n de nombres, al
      sistema estad�stico del Ministerio de Salud P�blica.

      Art�culo 14.- S�lo podr�n ampararse a las disposiciones contenidas en
      esta ley, las ciudadanas uruguayas naturales o legales y aquellas que
      acrediten fehacientemente su residencia habitual en el territorio de la
      Rep�blica durante un per�odo no inferior a un a�o.

      CAP�TULO V

      DE LA MODIFICACI�N DEL DELITO DE ABORTO

      Art�culo 15.- Sustit�yese el Cap�tulo IV, T�tulo XII, del Libro II del
      C�digo Penal, promulgado por la Ley N� 9.155, de 4 de diciembre de 1933, y
      modificado por la Ley N� 9.763, de 24 de enero de 1938, por el siguiente:

      "ART�CULO 325. (Delito de aborto).- La mujer que causare o consintiere la
      interrupci�n del proceso fisiol�gico de la gravidez y quienes colaboren con
      ella, realizando actos de participaci�n principal o secundaria, fuera de las
      circunstancias, plazos y requisitos establecidos en la ley, cometen delito
      de aborto y ser�n castigados con pena de tres a veinticuatro meses de
      prisi�n.

      ART�CULO 326. (Aborto sin consentimiento de la mujer).- El que causare la
      interrupci�n de la gravidez sin el consentimiento de la mujer para la
      realizaci�n del aborto fuera de las condiciones o sin las autorizaciones
      establecidas en la ley ser� castigado con pena de dos a ocho a�os de
      penitenciar�a.

      ART�CULO 327. (Aborto con consentimiento de la mujer).- No constituye
      delito el aborto consentido por la mujer en las circunstancias, plazos y
      condiciones previstos por la ley.

      ART�CULO 328. (Lesi�n o muerte de la mujer).- Si a consecuencia del delito
      previsto en el art�culo 325 sobreviniera a la mujer una lesi�n grave o
      grav�sima, la pena ser� de tres a nueve a�os de penitenciar�a, y si
      sobreviniere la muerte, la pena ser� de cuatro a doce a�os de penitenciar�a.

      Si a consecuencia del delito previsto en el art�culo 326 sobreviniere a la
      mujer una lesi�n grave o grav�sima, ser� de tres a quince a�os de
      penitenciar�a, y si sobreviniere la muerte, la pena ser� de quince a treinta
      a�os de penitenciar�a".

      ART�CULO 328 BIS. (Causas atenuantes o eximentes):

      1�.- Si el aborto se cometiere para eliminar el fruto de la violaci�n, con
      consentimiento de la mujer, ser� eximido de pena.

      2�.- Si el aborto se cometiere por causas graves de salud, ser� eximido de
      pena.

      3�.- En el caso de que el aborto se cometiere por razones de angustia
      econ�mica, el Juez podr� disminuir la pena de un tercio a la mitad y podr�
      llegar hasta la exenci�n de la pena.

      Art�culo 16.- Sustit�yese el art�culo 2� de la Ley N� 9.763, de 24 de
      enero de 1938, por el siguiente:

      "ART�CULO 2�.- Cuando se denunciare un delito de aborto, el Juez competente
      proceder� en forma sumaria y verbal a la averiguaci�n de los hechos,
      consignando el resultado en acta. Si de las indagaciones practicadas, se
      llegara a la conclusi�n de que no existe prueba o de que el hecho es l�cito,
      mandar� clausurar los procedimientos, observ�ndose los tr�mites ordinarios".

      CAP�TULO VI

      DISPOSICIONES FINALES

      Art�culo 17. (Derogaciones).- Der�ganse los art�culos 2�, 3�, 4� y 5�
      de la Ley N� 9.763, de 24 de enero de 1938, y todas las disposiciones que
      se opongan a lo dispuesto en la presente ley.

      Art�culo 18. (Reglamentaci�n y vigencia).- Atento a la responsabilidad
      cometida al Estado y a los efectos de garantizar la eficacia de lo dispuesto
      en la presente ley, la misma entrar� en vigor a los treinta d�as de su
      promulgaci�n, plazo dentro del cual el Poder Ejecutivo la reglamentar�.

      Sala de Sesiones de la C�mara de Representantes, en Montevideo, a
      10 de diciembre de 2002.

      GUILLERMO �LVAREZ

      Presidente

      HORACIO D. CATALURDA

      Secretario

      _________________________________________________________________
      MSN Messenger: instale gr�tis e converse com seus amigos.
      http://messenger.msn.com.br
    Your message has been successfully submitted and would be delivered to recipients shortly.