Loading ...
Sorry, an error occurred while loading the content.

3108Hoy se hará historia...

Expand Messages
  • Pedro Julio Serrano
    Oct 12, 2013

      Hoy se hará historia…

      1392083_10151997212904954_1989602710_n
      Hoy se hará historia. El primer boxeador abiertamente gay irá tras un campeonato mundial.
      Ese boxeador es puertorriqueño. Y viene del residencial Quintana. Es luchador, humilde, trabajador, disciplinado, carismático, pero sobre todas las cosas, un maravilloso ser humano.
      Como figura pública, dentro y fuera del ring, está rompiendo estereotipos. Su mensaje claro y contundente en contra de la homofobia, nos inspira. Su concentración en su profesión, se admira. Su orgullo por sus identidades – boricua y gay – nos llenan de orgullo.
      En el plano personal, no tan sólo es mi amigo, sino que seré su compadre cuando apadrine su boda con su prometido José Manuel.
      He visto su desarrollo en este último año desde que salió del clóset, pues he estado en su esquina como parte de su equipo. Y no puedo estar más orgulloso de su gesta.
      Orlando “El Fenómeno” Cruz s el claro ejemplo de que cuando afirmas tu identidad, reafirmas tu dignidad y eso te da las fuerzas y las herramientas para enfrentarte a lo que sea. Esa seguridad que él demuestra, corresponde a esa liberación.
      El que sube al ring hoy es alguien con sed de triunfo – por lo que representaría para sus dos identidades más sobresalientes. Sería el segundo boricua en ser campeón mundial actualmente. Sería el primer boxeador abiertamente gay en la historia en ser campeón mundial.
      Puerto Rico y la comunidad LGBTT mundial tendremos los ojos puestos en nuestro Orlando.
      Pase lo que pase, él ya ganó su mayor batalla – siendo fiel a quien es. Ya él triunfó y se coronó con el mejor campeonato – el de su página dorada en la la historia, el del amor de la gente, el de contribuir a una mejor humanidad por su valerosa gesta.

      ---

      Los homofóbicos están, como se dice en la calle, mordíos. No pueden entender cómo un gay puede estar combatiendo por un campeonato mundial de boxeo - en uno de los deportes más machistas, sino el más.

      Hay (con h como se debe de escribir) homofóbicos que juran no serlo. Como éste que escribió en la foto de Orlando Fenomeno Cruz con su bikini de arcoiris en el pesaje de hoy: "Ay que joderse con los maricones exibicionistas ahora! No soy homofobico pero es una asquerosidad". Sí, lo dejo ahí con todo y errores ortográficos - con toda la intención del mundo de desnudarlo como lo que es.

      Hay otros que dicen que "tiene cría boricua, su sexualidad no importa". Y esto aunque suena chévere, oculta la necesidad de much@s de que no hablemos, ni hagamos pública nuestra orientación sexual o identidad de género. Es como si su nacionalidad es motivo de orgullo mientras su identidad sexual tiene que esconderse.

      No, gente, no. Orlando es gay dentro y fuera del ring. El no tiene por qué ocultar o invisibilizar su identidad sexual para complacer a quienes no se encuentran cómod@s con su homosexualidad. No tiene que despojarse de ninguna de sus identidades para pelear o vivir.

      En fin, cuando afirmas tu identidad, reafirmas tu dignidad y eso te da la fuerza y las herramientas para enfrentarte a lo que sea. Esa seguridad corresponde a esa liberación.

      Y eso es lo que está pasando con Orlando. Pase lo que pase, él ya ganó su mayor batalla - siendo fiel a quien es.

      Vamos a ti, campeón! Y los homofóbicos que breguen con eso...
      Pa’lante campeón… estamos contigo!